Graves problemas en el servicio del autobús urbano de Salamanca, linea 13

Hacemos pública la carta remitida al Ayuntamiento de Salamanca y a la empresa de transportes concesionaria, Grupo Ruiz:
Desde la Asociación de Vecinos de Huerta Otea llevamos muchos años denunciando el deficiente servicio que ofrece el servicio del bus urbano en la línea 13, la única línea de la que dispone nuestro barrio. El servicio, ya de por si muy mejorable, porque la frecuencia es de 20 minutos se convierte directamente en inutil cuando, desde que se alargó la línea hace ya algunos años raramente cumple su horario en hora punta. Hemos solicitado repetidamente que se asigne un nuevo autobús a la línea, hemos utilizado todos los cauces que se nos han abierto pero seguimos sin solución.
Durante este mes de septiembre, la situación se ha vuelto directamente horrible, ya que las obras de Canalejas aumentan los retrasos llegando a los 15 minutos de manera regular y la empresa da órdenes a los conductores de (aleatoriamente) esperar hasta el siguiente bus, haciendo que los vecinos lleguen aún más tarde a sus colegios, trabajos y demás destinos o que siga según llega, de nuevo perjudicando a los vecinos que esperan al bus siguiente que tampoco llega.
Esto está dando lugar, además de al entendible descontento de los vecinos, a enfrentamientos con los conductores, que tenemos claro que no son los culpables, pero que si son las personas que tenemos enfrente, cuando ni la empresa ni el Ayuntamiento nos ofrecen soluciones. Eso ha pasado por ejemplo esta mañana (jueves 20 de septiembre) cuando el bus de las 9:20 (autobús número 148) no ha llegado hasta las 9:35, recibiendo además (según informa el conductor) la opción de “recuperar” hasta  las 9:40 ya que el siguiente autobús tampoco llegaba. Algunos vecinos han protestado y amenazado con no pagar, pidiendo que por favor viniera la inspección para tomar nota del incidente. La sorpresa ha sido aún mayor cuando, en lugar de la inspección municipal ha llegado la policía local bajando del autobús e identificando a los vecinos que habían protestado y mostrando una total falta de empatía frente a los vecinos (aumentando tanto el retraso como el malestar).
Los vecinos no nos merecemos un servicio público tan ineficiente ni, por supuesto, este trato. Las obras de Canalejas no son un imprevisto, son algo planificado y el Ayuntamiento y la empresa de transportes, Grupo Ruiz, necesitan ofrecer soluciones.  Es más irónico aún que esto pase durante la semana de la movilidad , cuando tanto se habla de medidas de futuro mientras no se cuida lo más básico.
Llevamos muchos meses pidiendo reuniones y soluciones.  Hace años nuestros vecinos cortaron el puente de la universidad para pedir mejoras, pero seguimos sin un transporte público eficiente y suficiente para nuestras necesidades. ¿Qué tenemos que hacer?
Solicitamos :
 
1) un autobús de refuerzo inmediato para la línea 13
2) una reunión con los responsables de movilidad del Ayuntamiento y de la empresa de transportes con el compromiso de una solución y una fecha (reuniones para que nos escuchen ya hemos tenido varias).
Somos un barrio joven, que apuesta por una vida sana y una movilidad sostenible. Y lo demostramos, la 13 es una de las líneas que más crece. Pero nuestro Ayuntamiento nos lo pone muy difícil. ¿Es esto justo?
Quedamos a vuestra disposición para cualquier aclaración y, sobre todo, para escuchar soluciones.
Un saludo
La Asociación de Vecinos de Huerta Otea

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *